El post de hoy es un poco diferente, pero en honor a que muchos de nosotros nos estamos preparando para las vacaciones y pensando en dejar computadoras y equipos a un lado por un rato (o exponer nuestra información a los imprevistos del mundo, viajes, agua, etc.) puede ser que este consejo llegue justo a tiempo.

Ya sea que tu información este almacenada dentro de tu equipo, en la nube o en alguna combinación de los dos, es importantísimo siempre tener una manera de recuperarla

Para ello, la regla de 3, 2, 1 puede resultarte sencilla de seguir y muy práctica.

¿Qué es una estrategia de respaldo 3-2-1?

Significa tener al menos 3 copias totales de tu información, 2 de los cuales son locales pero en diferentes medios o dispositivos (disco duro externo, otro equipo, etc.) y al menos 1 copia fuera de sitio.

No es suficiente tener los respaldos, ya que si no tienes al menos una copia lejos de tu lugar principal de trabajo, no podrás llegar a ella en caso de un incendio, inundación u otro incidente mayor y aunque son escenarios en lo que preferimos no pensar mucho, si se llegan a necesitar agradeceremos siempre haber pensando en ellos.

Este .gif de veeam lo explica muy claramente:

 

El creador de esta “regla”, Peter Krogh, decía:

Hay dos grupos de personas: los que ya han tenido un fallo de almacenamiento y los que tendrán uno en el futuro.”