Anteriormente, cuando subías versiones diferentes del mismo archivo a Google Drive, estos se guardaban con el mismo nombre además de alguna nota o numeración para denotar que estaban duplicados. Esto resultaba en un Drive desordenado y generaba problemas encontrar el archivo correcto (además de ocupar espacio de almacenamiento).

 

Sin embargo esto ha cambiado ya que Google ha introducido recientemente una característica de “desduplicación” diseñada para combatir este problema. Ahora, si subes un archivo que coincide con el nombre de un archivo existente, Drive lo agregará como una nueva versión, en lugar de crear un duplicado. Por lo que en lugar de terminar con un montón de archivos duplicados, estas diferentes versiones ahora se almacenan en el historial de revisiones del archivo, siendo el archivo más reciente la versión predeterminada.

Además, si decides volver a una versión anterior de un proyecto, siempre y cuando hayas estado subiendo tus revisiones a Drive, ahora podrás utilizando la función de historial de revisiones; incluso si no estabas editando el archivo directamente en Google Apps.

Nota: Puedes desactivar la opción de “desduplicar” al subir un archivo, dando clic en la opción “Mantener como archivo independiente” de esta manera el archivo será almacenado de la forma antigua (como un archivo independiente y duplicado).